Elaboración de plan de marketing digital

Toda acción de marketing digital requiere del planteamiento de una estrategia sólida basada en información específica sobre el mercado alrededor de tu negocio, debiendo identificar las características esenciales de tus clientes, tu negocio y tus competidores.

Para tal fin llevaremos a cabo una serie de gestiones de investigación, análisis y planificación.

Análisis de la marca

Como punto de partida analizaremos todos los fundamentos de creación de tu marca y sus objetivos a corto, mediano y largo plazo.

  • Estudiar los objetivos y estrategias de la marca.
  • La Misión y visión de la marca.
  • Revisión de las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas previamente establecidas por la marca.
  • Revisar los objetivos de marketing digital y las estrategias para abordarlos.

Estudio de antecedentes

Como punto de partida analizaremos todos los fundamentos de creación de tu marca y sus objetivos a corto, mediano y largo plazo.

  • Estudiar los objetivos y estrategias de la marca.
  • La Misión y visión de la marca.
  • Revisión de las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas previamente establecidas por la marca.
  • Revisar los objetivos de marketing digital y las estrategias para abordarlos.

Desarrollo del Lean Canvas

Esta herramienta nos permitirá establecer una estrategia clara y efectiva,  al esquematizar de forma muy sencilla los aspectos relevantes de tu negocio:

  • La problemática de nuestros clientes.
  • La solución que podemos ofrecer.
  • La oferta de valor única que nos caracteriza.
  • Las ventajas competitivas que usaremos para destacar.
  • Las métricas o indicadores necesarios para la toma de decisiones.
  • Los canales que usaremos para comunicarnos.
  • La estructura de costos.
  • Los ingresos principales, secundarios y derivados.

Creación del Buyer Persona

El Buyer Persona es la representación ficticia de tu cliente ideal de modo humanizado y personalizado. Esta herramienta nos permite tener a una persona tangible como interlocutor de tus comunicaciones, permitiendo:

  • Determinar el tipo de contenido que resulte de interés para tu interlocutor.
  • Definir el tono y estilo de comunicación.
  • Entender cómo, dónde y cuándo tus clientes potenciales consumirán tu información.